Crowdsourcing

 

El Crowdsourcing es, en la actualidad, una de las palabras más de moda en Internet.

Incluso es posible que hayas hecho Crowdsourcing sin saberlo. No te preocupes; no es nada malo.

 

Si eres de los que todavía se preguntan qué es, te recomendamos la lectura del artículo de hoy.

 

Actualmente, vivimos en una sociedad globalizada, donde todos estamos conectados con todos.

Internet ya no es sólo un lugar donde comprar o vender on-line, consultar una noticia o enviar un e-mail. La Web 2.0 ofrece un entorno mucho más colaborativo, donde es posible la aportación en masa de ideas, contenidos, opiniones, etc.

Y en esto se basa, en buena medida, el Crowdsourcing.

 

¿Qué es?

El término Crowdsourcing fue acuñado en 2006 por el periodista Jeff Howe en la revista WIRED, siendo considerado en la actualidad como uno de los referentes mundiales, debido al éxito de su libro “The Rise of Crowdsourcing” (El Auge del Crowdsourcing).

Viene de la unión de dos palabras inglesas: crowdque significa multitudsourcing –que significa fuente­, abastecimiento.

Esto ya nos da alguna pista sobre su significado.

 

Pero antes, veamos cómo define Jeff Howe el Crowdsourcing:

Externalización, por parte de una empresa o institución, de una función realizada por un empleado a un grupo indefinido (y normalmente grande) de personas mediante una convocatoria abierta.

Esta externalización puede tomar la forma de una producción-de-iguales (peer-production) cuando el trabajo se realiza de forma colaborativa, pero también puede llevarse a cabo de forma individual.

 

Dicho de forma más sencilla: el Crowdsourcing consiste en pedir la opinión de terceros (en general, de todos los que forman la comunidad virtual) con respecto a algún tema en particular o para la generación de contenido.

 

Uno de los ejemplos más claros es Wikipedia, la enciclopedia virtual escrita y actualizada permanentemente por sus lectores. El Crowdsourcing permite que Wikipedia posea una gran ventaja frente a cualquier otra enciclopedia tradicional: su crecimiento rápido y exponencial, provocado por la colaboración de millones de usuarios a nivel global.

 

¿Otro ejemplo?

¿Te acuerdas del concurso de televisión “Quién quiere ser millonario”? ¿Te acuerdas de que el concursante tenía 3 comodines: llamar a un amigo, 50% o preguntar al público?

Pues este último es también un ejemplo de Crowdsourcing.

 

No deja de ser, por tanto, un proceso de externalización o terciarización por parte de empresas u otras organizaciones. Pero, en este caso, lo que se externalizan son tareas de producción de ideas y/o soluciones.

 

Y, para ello, se hace uso de la fuerza de las comunidades virtuales (personas que no están físicamente juntas, pero sí comunicadas a través de Internet y que pueden trabajar conjuntamente) como proveedoras de trabajo (generalmente intelectual), a través de una convocatoria abierta.

De esta forma se consiguen multitud de soluciones e ideas en un periodo corto de tiempo.

 

Todo ello, como ya hemos adelantado, impulsado por las posibilidades tecnológicas que permite la Web 2.0.

 

¿Qué ventajas ofrece?

El Crowdsourcing suele resultar muy efectivo como estrategia de comunicación corporativa y de resolución de problemas, así como cuando se persigue un añadido creativo ante situaciones o decisiones nuevas.

Se puede resumir en el dicho de que “cuatro ojos ven más que dos”.

Lo complicado puede venir a la hora de identificar las situaciones en las que puede resultar más eficiente recurrir al Crowdsourcing.

 

No obstante, en algunos casos sí se han conseguido resolver problemas complejos.

Así, por ejemplo, ante un problema técnico planteado por la conocida marca de dentífrico Colgate, un usuario anónimo ofreció una solución satisfactoria por Internet.

La empresa le pagó 25.000 dólares.

Aun siendo una gran suma de dinero, es una cantidad mucho menor que la que Colgate hubiera tenido que pagar de haber recurrido a su departamento técnico.

 

Por ello, el Crowdsourcing presenta unos indudables beneficios:

  • – Conecta a las empresas con sus clientes y consumidores, permitiendo obtener una información directa de éstos
  • – Los problemas son resueltos de una manera más ágil y, generalmente, con un coste más reducido para la empresa
  • – Las soluciones suelen ser mejores que las obtenidas a través del outsourcing tradicional, ya que, al intervenir un gran número de participantes, cada uno realiza su aportación, obteniéndose soluciones realmente optimizadas
  • – Supone grandes oportunidades para personas creativas e innovadoras

 

Algunos ejemplos

A continuación, os muestro algunos ejemplos reales del uso del Crowdsourcing.

Como podrás comprobar, ha sido especialmente el Marketing y la publicidad, una de las áreas que más se ha beneficiado y más uso han hecho de esta herramienta.

Enciclopedia creada por personas de todo el mundo.

Se trata de uno de los centros Crowdsourcing dentro del mundo científico más conocidos.

Desde él, grandes empresas como Procter&Gamble lanzan grandes retos o desafíos que requieren una solución. Por la solución de los mismos, se suele compensar económicamente a los participantes.

Esta marca de cerveza utilizó el Crowdsourcing para solicitar a los consumidores su opinión sobre tres sabores de cerveza artesanal.

A través de su portal ofrece la posibilidad de proponer ideas, votar y participar en debates y foros de opinión sobre mejoras, cambios o lanzamientos.

 

Conclusión

Internet ha generado un fenómeno curioso: la posibilidad de crear grupos y comunidades alrededor de cualquier tema de interés.

Aunque parece que aún queda un camino que recorrer para que el Crowdsourcing se convierta en una herramienta cotidiana, hoy es una realidad que tiene cada vez más acogida como herramienta online en el mundo del Marketing Digital y de las redes sociales.

Como herramienta, es actual e innovadora, y se adapta a la perfección a nuestra sociedad de la información global.

 

Además, actualmente ha experimentado una gran evolución y ya constituye un verdadero modelo de negocio sobre el que descansan muchas empresas.

Se trata de una nueva de hacer negocios, generando soluciones reales y efectivas que pueden ser implementadas en las grandes empresas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.