Peligros del verano: el estrés térmico

Época estival, esa estación del año ansiada por muchos para poder disfrutar del sol, de la playa, de las terracitas de verano, de las comidas familiares,…
Dentro de este panorama tan idílico no podemos olvidar que el verano también oculta peligros que nos acechan…picaduras, intoxicaciones alimentarias, pie de atleta y sobre todo…las temidas quemaduras solares y como no, el estrés térmico.
Pero… ¿qué es el estrés térmico?
El cuerpo humano mantiene una temperatura que fluctúa entre 36 y 38°C. Cuando la temperatura del cuerpo sobrepasa este nivel, el cuerpo reacciona para eliminar del exceso de calor. Sin embargo, si el cuerpo sigue recibiendo calor en una cantidad mayor a la que puede eliminar, la temperatura corporal aumenta y la persona sufre estrés térmico. Los problemas de salud derivados del estrés térmico son conocidos como
trastornos causados por calor y que abarcan desde salpullidos de la piel y mareos hasta convulsiones y pérdida de la conciencia llegándose a producir en algunos casos hasta la muerte.

Todos podemos ser víctimas del estrés térmico si no tomamos las medidas preventivas adecuadas pero existen colectivos más propensos a padecerlos, sería el caso de los trabajos que desarrollan su actividad en ambientes calurosos, tanto en exteriores como en interiores. Trabajar en el calor y haciendo esfuerzo físico arduo puede afectar el sistema de refrigeración del cuerpo. Si el cuerpo no es capaz de enfriarse a sí mismo, el trabajador puede sufrir estrés térmico.

Los trabajadores más afectados son sobre todo los de la construcción, es por ello que la Federación del Metal, Construcción y Afines de UGT ha anunciado la reducción de jornada en una hora a las empresas del sector entre mediados de julio y mediados de agosto, de modo que durante este periodo será de 7 horas .

Además, en esta misma línea, ya está en marcha la nueva Campaña de prevención contra el riesgo solar, “Campaña Riesgo Solar 2011”, que la Fundación Laboral de la Construcción impulsa cada año en los meses estivales. Este año como novedad, la acción se centra en las redes sociales para recordar a los trabajadores del sector cómo actuar frente al riesgo que originan tanto las altas temperaturas, como la acción directa del sol en la piel.
Campaña Riesgo Solar 2011
En el portal www.lineaprevencion.com, os podéis descargar un cartel que contiene la información más relevante sobre esta campaña. Además, podéis poner a prueba vuestros conocimientos sobre prevención ante el riesgo solar a través del juego interactivo de la página y así conseguir el emblema frente al riesgo solar.

Un apartado muy importante de la campaña está centrado en dar a conocer los consejos preventivos para evitar riesgos derivados de las altas temperaturas (y que deberíamos seguir todos, no sólo los trabajadores de la construcción) :
• Evita, en lo posible, la exposición directa al sol
• Durante las pausas, descansa en lugares frescos o en sombra
• Bebe agua fresca y bebidas ricas en minerales y azúcares con frecuencia
• Utiliza ropa con tejidos ligeros y transpirables
• Evita las comidas calientes y pesadas así como las bebidas alcohólicas o con cafeína.
También se describen los síntomas y lo que es más importante, se dan a conocer los primeros auxilios a aplicar y que os pongo aquí porque nunca está de más saber estas cosas:
• Colocar a la persona afectada en un lugar fresco y aireado
• Colocar pañuelos impregnados de agua fría en la cabeza
• Si no está inconsciente, darle de beber agua
• Favorecer que la piel se refresque aireando al afectado
• No se deben controlar las convulsiones para evitar lesiones
• Evacuar al afectado al hospital

Si queréis saber más cosas sobre el estrés térmico podéis pinchar aquí
Y recordad, que más vale prevenir que lamentar, ¡no os olvidéis el sentido común en casa!
Felices vacaciones!!!

1 Comentario

  • Interesante artículo y muy necesario para concienciar a la gente, hace unos días leí en una noticia “Durante el mes de julio han fallecido en España un total de seis personas como consecuencia de un golpe de calor, las mismas que en todo el verano de 2009 cuando todavía quedan dos meses estivales en los que, sobre todo en agosto, está previsto que predominen las altas temperaturas en la mayor parte de la Península”. Es increible que a estas alturas ya tengamos estas cifras y lo peor de todo es que seguramente siga subiendo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.